powered ByGiro.com

Descargar
0:00



Opiniones (1168)

Es un hecho que en el conflicto armado colombiano no solo han participado las guerrillas, las autodefensas y la Fuerza Pública, también lo han hecho políticos y empresarios. Este martes 16 de mayo un grupo de organizaciones defensoras de Derechos Humanos presentará ante la Fiscalía de la Corte Penal Internacional un documento en el que se le pide investigar la complicidad de ejecutivos de la empresa multinacional Chiquita Brands en la comisión de crímenes de lesa humanidad. Entre 1997 y 2004, Chiquita participó en el financiamiento de las actividades de las Autodefensas Unidas de Colombia, Auc, en total 1,7 millones de dólares fueron pagados a través de un elaborado esquema de contabilidad. El grupo paramilitar, que ya había sido calificado como organización terrorista por los Estados Unidos en el momento de los pagos, es responsable de más de 3.700 asesinatos, creando un reino de terror en los territorios bajo su control. Hasta la fecha, ningún ejecutivo de Chiquita ha sido responsabilizado a pesar de que la compañía admitió su culpa ante un tribunal de Estados Unidos. Pero más allá de lo complejo que puede resultar que la CPI resuelva el tema, ya que hasta el momento solo ha llegado a…
Dos hechos políticos marcaron la semana que ha pasado: 1-La reunión en la Habana entre las insurgencias armadas de las Farc- Ep con el ELN, que fuera sintetizada en el comunicado final, y 2- El rechazo al referendo político-religioso impulsado por la senadora “liberal” Vivian Morales, cuyas implicaciones más generales han sido analizadas por la periodista María Jimena Duzán en su artículo de opinión “los ni-ni” en la revista Semana, el cual constituye un buen insumo para la discusión, no solo por lo que dice, sino por venir de donde viene. Ver artículo en  http://www.semana.com/opinion/articulo/maria-jimena-duzan-falta-de-coherencia-ideologica-de-los-partidos-en-colombia/524984 Es evidente que por fin, después de tantas idas y venidas, tantas vueltas y revueltas, la CRISIS GENERAL DEL RÉGIMEN,  empieza a percibirse ya no solo como un asunto fraccionado puramente económico (no hay plata, los indicadores de la macroeconomía no son positivos, la crisis fiscal nos agobia, la deuda es muy grande, ect) o puramente moral (somos un país feliz de pecadores violentos y, corruptos) sino que esta larga y penosa crisis general de la sociedad colombiana, finalmente ha llegado hasta el bipartidismo y a su desdoblamiento en partidos de garaje (verdadero blindaje secular del régimen dominante) para ser descrita en términos políticos e…
Hoy en día, con la nueva situación política que se presenta en el país necesitamos desarrollar la política como un arte revolucionario y hacer un enfoque incondicionalmente histórico, de las formas de la actividad revolucionaria. No se trata de inventar las formas de lucha, sino de tener mucha creatividad y audacia en su desarrollo. La actitud que debemos asumir hacia las nuevas formas de lucha debe reflejar la concepción de la realidad política del país. Los comunistas no debemos menospreciar en lo más mínimo un trabajo permanente y sistemático entre las masas y las nuevas formas de actividad revolucionaria NO armadas, incluso en las condiciones en que la vía armada sea la principal. El partido debe apuntar a que en este nuevo congreso las tesis marxistas –leninistas se innoven creadoramente en las condiciones que imponga la realidad. Es una lucha paciente y diaria, en todas sus manifestaciones, la que de a las masas la conciencia de su fuerza, de acuerdo las contradicciones sociales que en el caso colombiano se encuentran en proceso de constante movimiento y desarrollo. Dice Lenin, que todo movimiento popular adquiere formas infinitamente diversas, elabora sin cesar nuevas formas y abandona las viejas, creando variaciones o nuevas…
HORACIO DUQUE. Hay que estar alertas. El nuevo "peor enemigo" de Venezuela, Chuky Santos, se reune con Trump, en Washington, para planificar la estocada final a la revolución bolivariana y al gobierno constitucional de Nicolas Maduro. Para el jueves 18 de mayo está previsto el encuentro entre D. Trump, el Presidente gringo, con Juan Manuel Santos de Colombia (http://bit.ly/2r5xSkI).   Será una peligrosa reunión de 60 minutos en la que se cocinaran cosas muy tenebrosas contra los pueblos de América Latina y especialmente contra la Venezuela bolivariana que lidera el Presidente Nicolás Maduro, sometida a una infernal terapia imperialista de destrucción mediante la guerra económica y el grotesco golpe blando.   Formalmente la reunión tiene una agenda con dos puntos centrales: el proceso de paz con la guerrilla de las Farc cuya implementación supuestamente ha recibido un apoyo presupuestal del fisco norteamericano equivalente a los 400 millones de dólares, y el tema de los cultivos de coca, los cuales se han incrementado, abaratando los precios de la cocaína en los mercados mundiales, con consecuencia bastante dañinas por el ingreso de consumidores de capas populares adictas al crack y el bazuco. Serán más millones de sopladores en las capas sociales más…
En su agonico fin, Santos da palos de ciego y con artimañas quiere imponer la renegociación de los Acuerdos de Paz, especialmente en el tema agrario para favorecer el despojo paramilitar de los baldios. Que la acción de masas frene estos absurdos planes oficialistas. La paz es un derecho fundamental de los campesinos, los trabajadores y de todos los colombianos. Increíble pero cierto. Con Chuky Santos todo es posible. Maduro, el Presidente de la República Bolivariana de Venezuela bien lo puede confirmar. Hace poco el pokerista de marras mostro las cartas, ya no es el mejor amigo de Caracas, ahora anda en componendas con Trump, el capataz del imperio, para dar el golpe final a la revolución bolivariana con las 7 bases militares gringas y la militarización de la frontera. Ese será el resultado de la reunión en Whasington el próximo 18 de mayo, entre Trump y Santos. Un plan para destruir la Venezuela del Socialismo del siglo XXI asediada por el golpe blando de la revolución de los colores. Nada raro, entonces, lo que está ocurriendo con el proceso y los acuerdos de paz con las Farc. Fueron 5 años de diálogos, negociaciones y acuerdos en La Mesa de…
  HORACIO DUQUE. Peor que el ataque de la ultraderecha uribista y clerical contra los Acuerdos finales de paz esta resultando la serie de trampas y zancadillas que el gobierno del señor Santos y su Consejero de paz, don Sergio Jaramillo, le hace a los acuerdos de paz en materia agraria y de reforma rural integral. No solo es el sabotaje a la dejación de las armas por parte de las Farc para impedir su rapida participacion en la politica democrática, es tambien el bloqueo a la organizacion de las Zonas Veredales Transitorias y los Puntos Transitorios, e igualmente el turbio esquema del tratamiento de los cultivos de uso ilicito, en el que los militares y la policia quieren hacer prevalecer una erradicacion violenta dejando en el aire miles de familias cocaleras pendientes de los programas de sustitucion que poco avanzan debido a la paquidermia de la burocracia del post conflicto, plagada de expertos y eminencias grises de una inocultable calaña oportunista y trepadora, con seudo doctorados de perfume, mas interesados en echarse unos millones al bolsillo que en contribuir a superar las problematicas de miles de campesinos obligados a cultivar coca ante la falta de alternativas economicas formales. Los campesinos cocaleros y…
Candidatura presidencial única, desmonte del Acuerdo de Paz, apoyo a la oposición de Venezuela, oposición a cualquier modificación en materia de tierras… Colombia ha sido advertida por el uribismo Los propósitos del Centro Democrático quedaron claros tras su Convención celebrada el pasado 6 de mayo en la sede de la Iglesia Carismática Internacional en Bogotá. El primero de ellos es que trabajarán por una candidatura presidencial única para el 2018. Los cinco precandidatos presentados ese día se esmerarán cada uno por su lado para atraer un sector del electorado, mientras otros personajes afines harán lo mismo por fuera del partido.   La idea es converger en una coalición final, capaz de sumar un número tal de votos que garantice un triunfo sin discusión en la primera vuelta, partiendo de la base de que para entonces no se habrá consolido una candidatura única de sus contradictores. Ello implica quitarse de encima el baldón de derechistas que tanto mortifica al senador Uribe. Izquierda y derecha son categorías superadas para él, pese a lo cual no vacila en definir a Angelino Garzón como un amigo político de la izquierda democrática. Quedó claro que la presencia de este será el oxígeno del pretendido pluralismo…
HORACIO DUQUE. La paz y su construcción no elimina la lucha de clases. Nuevo auge de la lucha y la accion de masas para demandar derechos y el cumplimiento de los acuerdos de paz que mafia oficialista quiere renegociar. Maestros, afros del Choco y Buenaventura, bogotanos, madres comunitarias, campesinos y desplazados organizan grandes acciones en plazas y avenidas. La paz de las oligarquías dominantes en la sociedad colombiana quiere hacernos creer que con la terminación del conflicto social y armado vendrá una época de armonía y conciliación entre los grupos antagónicos que hacen presencia en la formación social. La paz es el fin de la lucha de clases, un invento comunista completamente obsoleto, pues el mundo postmoderno aniquiló las clases sociales y sus diferencias radicales. Desapareció la clase obrera y en su lugar su posicionó una prospera clase media favorecida por las medidas del Estado de bienestar y los progresos de la ciencia y la tecnología. Hoy ya no existen desuetas oligarquías ni mafias financieras, pues en su lugar lo que tenemos es emprendedores y gerentes exitosos. Pero como la realidad es superior a tanta majadería sin fundamento, en la actual coyuntura estamos asistiendo a un nuevo auge de las…
Asesinatos contra líderes indígenas, afrodescendientes y campesinos, así como el afianzamiento armado y territorial del paramilitarismo, nos dicen que el Gobierno no cumplió con los acuerdos de paz en lo fundamental: garantías para la oposición política y los excombatientes que ya empezaron a ser asesinados. Los temores de las comunidades donde las FARC tenían presencia militar, se están cumpliendo: la dejación de armas del Acuerdo de Paz no vino acompañada de medidas de seguridad y voluntad del Gobierno para combatir el paramilitarismo en las zonas dejadas por la insurgencia. Los hechos no son simple descuido. Nos enfrentamos a un escenario de traición que aprovechó las ventajas de la dejación de armas de la guerrilla para fortalecer la estrategia paramilitar que asesina a opositores políticos y toma control de territorios estratégicos. El departamento del Chocó representa, quizá, el caso más dramático. Comunidades victimas del desplazamiento forzado, producto del regreso del paramilitarismo que entró en disputa de territorios con la guerrilla del ELN, dibujan un escenario de incumplimiento de los acuerdos de paz por parte del Gobierno colombiano que no actúa y niega la existencia del paramilitarismo. La posibilidad de que esto ocurriera siempre estuvo en los análisis. En julio del año…
Bueno, están en su agonía final. Dentro de tres meses, de manera irreversible, dejarán de ser el negro gusano velloso y ultra defendido que repta escondido, para convertirse en una frágil, volátil, sugerente y colorida mariposa política.  Toda una metamorfosis social dialéctica que, pocos han entendido o analizado con objetividad: El director del proceso, Santos, con sus altoparlantes los medios de comunicación, lo abrevian de manera tan diligente como alevosa y grotesca con la siguiente trivialización: “Se desarmarán y se convertirán en partido político, cambiando armas por votos y así, finalmente, las armas saldrán de la política colombiana”.   Banalización que obviamente le ha servido a su rival Uribe Vélez y a la pandilla de pseudo intelectuales que lo acompañan en su cruzada regresiva, anclados en las guerras civiles bi-partidistas liberal conservadoras de la Colombia del siglo XIX, donde no solo la guerra era una “fiesta política” (1) sino que tenía un gran componente clérigo religioso. Hoy estamos viendo como la rueda de la historia de Colombia gira hacia atrás: se insiste en regresar a la guerra contrainsurgente y anticomunista, donde el arma parece no saldrán de la política dominante, sino que además se está reintroduciendo y amalgamando peligrosamente el componente…
“Venezuela es una amenaza inusual y extraordinaria para la seguridad nacional de los Estados Unidos” Orden Ejecutiva firmada por Barack Obama en marzo de 2015 “O inventamos o erramos” Simón Rodríguez     El proceso abierto en 1998 con la llegada al Poder Ejecutivo de Hugo Chávez a través de elecciones democráticas, cambió el panorama en Venezuela, y en buena medida, en toda la región latinoamericana. Ese hecho, sin embargo, no fue una revolución popular, socialista, espontánea, como las que se dieron a lo largo del siglo XX en Rusia, China, Cuba, Vietnam o Nicaragua. En realidad fue un proceso sui generis donde un militar formado en el anticomunismo de la Doctrina de Seguridad Nacional (paracaidista de los cuerpos de élite de las fuerzas armadas), sin preparación marxista, profundamente cristiano, se montó en el descontento popular que venía dándose desde 1989 con el Caracazo (primera reacción popular en toda América Latina a los planes neoliberales que se comenzaron a aplicar siguiendo recetas del Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial, violentamente reprimido por el gobierno de Carlos Andrés Pérez con una cauda nunca determinada de muertos que varía, según las apreciaciones, de 2.000 a 10.000). Retomando la ira popular ante…
Página 2 de 56

  • Exiliados invisibilizados
  • Declaración final del II Encuentro de la Constituyente de Exiliadas y Exiliados Perseguidos por el Estado colombiano
  • marx_foto_misu_joaco_pinzon

Föreningen Jaime Pardo Leal

Föreningen Jaime Pardo Leal

Video Clip FARC EP

Volver