powered ByGiro.com

Descargar
0:00



Opiniones (1080)

Un "sancocho nacional"

A la memoria de Dolly Alzate y sus perseverantes, valientes y silenciosas luchas al lado de los campesinos y las mujeres del campo, en el Retorno, Guaviare. Instrúyanse, porque necesitaremos de toda nuestra inteligencia. Agítense, porque necesitaremos todo nuestro entusiasmo. Organícense, porque necesitaremos de toda nuestra fuerza. Antonio Gramsci. La implementacion de los acuerdos de paz esta en curso y surgen ideas y propuestas para la conformación de un "sancocho nacional" como nuevo movimiento politico de las guerrillas campesinas para ampliar la democracia. Horacio Duque. Introducción. Superada la crisis del proceso de paz suscitada por los resultados adversos del plebiscito del 2 de octubre y el sabotaje sistemático del sector uribista, consolidado un Nuevo Acuerdo de Paz, firmado recientemente por las partes en el Teatro Colon de Bogotá, recuperado el curso de la terminación del conflicto social y armado, proyectada la refrendación en el escenario representativo del Legislativo y previstas las acciones inmediatas de la implementación de los elementos consensuados a lo largo de seis años, resulta conveniente reflexionar sobre los múltiples elementos de la  arquitectura perfilada para aclimatar la paz y la convivencia. Por supuesto, la solidez y coherencia de  tal reflexión debe acudir a un enfoque multidisciplinar para…
El transito a la paz avanza, sin embargo debe enfrentar diversos problemas para evitar que fracase.   Uno de los desafíos mas importantes es la agilidad política que debe mostrar el nuevo movimiento que surja con la dejación de las armas, para atraer el apoyo ciudadano y popular. Para construir una nueva hegemonía política, ética y cultural.   Remitir todo al procedimiento organizativo vertical y sectario seria fatal, además de hacerle un gran favor a los enemigos de la reconciliación y la construcción de la democracia ampliada.   Una nueva hegemonía no es solo política y de lógicas de poder de pequeños grupillos sectarios y plagados de codicia; es también intelectual, discursiva y moral. Es la de la batalla de las ideas y el ejemplo de rectitud y limpieza.   Horacio Duque.   Avanza la transición hacia un nuevo ciclo político de la sociedad nacional y el Estado. El tránsito desde la etapa encuadrada en la vigencia de la constitución de 1991, el imperio brutal del neoliberalismo y la violencia paramilitar, hacia la terminación del conflicto social y armado y la construcción de la paz está en curso y debe afrontar diversos obstáculos.   Con la reciente firma del Acuerdo…
Por considerarlo un aporte a la diferenciación politica con el Terrorismo de Estado imperante aún en Colombia, ANNCOL reproduce y destaca el editorial del peridico El Tiempo del 21 de noviembre 2016. titulado : " A no repetir la historia". Pueda ser que, a pesar de las ilusas opiniones sobre la trasparencia del Estado, las acusaciónes sin fundamento contra el ELN, la calificación del paramilitarismo como banda criminal, o la voluntad del actual Fiscal Martinez, más interesado en apoderarse de las platicas ilegales que en aplicar plena justicia y luchar contra la impunidad; permitan realizar los deseos expresados en el Tiempo y se logre "desenmascarar a los responsables de estos hechos violentos, vengan de donde vengan" y ANNCOL agrega "para presentarlos ante la justicia eficaz". Este es el pequeño aporte:    El Estado debe desenmascarar a los autores de los crímenes y las amenazas contra líderes sociales. 21 de noviembre de 2016  De nuevo, el fantasma de los ataques contra líderes sociales y políticos asusta en varias regiones. Cauca, Meta, Caquetá y, en menor medida, Nariño reportan la mayoría de estas repudiables acciones, que van desde los asesinatos hasta las amenazas y las campañas de estigmatización. Se trata de zonas…
La influencia de Estados Unidos en el comercio mundial está diluyéndose. Horas después de la victoria electoral de Donald Trump sobre Hillary Clinton, el equipo del presidente Barack Obama sorprendió a propios y extraños al abandonar, de forma súbita, la intensa campaña de cabildeo que venía realizando en el Congreso para conseguir la ratificación del Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP, por sus siglas en inglés). La muerte del TPP es inminente. Según sus cláusulas, para entrar en vigor es necesaria la aprobación legislativa de por lo menos seis países y, en paralelo, estos deben sumar el 85% del Producto Interno Bruto (PIB) de los 12 integrantes. La economía estadounidense por sí sola representa más del 60%. Por lo tanto, una vez que Obama ha dejado el TPP a disposición de Trump, es prácticamente un hecho que será sepultado por el próximo Congreso estadounidense. Michael Froman, representante de Comercio de Estados Unidos, ya había advertido en julio de este año que si los legisladores de su país no lograban ratificar el TPP, entonces las “llaves del castillo” de la globalización comercial pasarían a manos de China. Fueron las palabras de un profeta. Las aspiraciones imperiales de Obama han fracasado. Estados Unidos ya…

Es la hora de los Brics

Cuando triunfó en la Guerra Fría, el bloque occidental, comandado por EE.UU., anunció que la historia llegaba a su final. Habría acontecimientos, pero nada afuera de la economía capitalista de mercado y de la democracia liberal. Ese era el fin de la historia. La globalización neoliberal se encargaba de hacer universales esos esquemas económicos y políticos. La Pax americana se imponía. Pero el pasaje de un mundo bipolar a uno unipolar bajo la hegemonía imperial norteamericana no trajo ni paz, ni desarrollo económico. Al revés, se multiplicaron los focos de guerra y la recesión económica se globalizó. La crisis recesiva en el centro del sistema, que empezó en 2008, no tiene ni plazo, ni forma de terminar. Las políticas de austeridad asumidas por todos los países europeos son máquinas de generación de inestabilidad social y política, al quitarles legitimidad a los sistemas políticos y a los partidos tradicionales. El Brexit fue una expresión muy evidente del malestar provocado por la globalización, del que la elección de Donald Trump es una confirmación. Se generaliza el rechazo a los efectos de la globalización neoliberal. Los gobiernos y partidos que insisten en esa dirección son sistemáticamente derrotados. La crisis de agotamiento de la…
Hastiados los colombianos hasta la náusea con los pre-acuerdos, post-acuerdos, des-acuerdos, neo-acuerdos, re-acuerdos, ultra-acuerdos, contra-acuerdos, y demás prefijos post-modernos que se le puedan agregar a la frase “acuerdo de paz” y, ante las vacilaciones e indecisiones del presidente Santos para pasar a su inmediata implementación; al estar él aquejado de una muy comprensible y paralizante angustia “pre-mortem” causada por el re-aparecimiento de su penosa enfermedad, la cual se ha visto agravada por las consecuencias que pueda tener para Colombia la derrota en las pasadas elecciones de los EEUU de su “amiga” la candidata Clinton, así como por el gran rechazo popular a su reforma tributaria y en fin, por la caída de su imagen electoral. Entonces, el oligopolio mediatico contrainsurgente dominante que sostiene al presidente junto con el “stablishment” de Colombia, ha iniciado una operación de contra-información y des-información de los colombianos, para continuar induciéndolos en la inútil y sectaria polarización política que corroe hasta los tuétanos las dos fracciones de la oligarquía colombiana, enfrascada en la riña interminable entre Santos y Uribe Vélez. Esta vez montando un “culebrón” novelesco de espionaje y contra-espionaje muy de la época de la guerra fría que terminó para el globo terrestre oficialmente en…
Enrique Santiago ‏@ensanro : Si es cierto que 2 guerrilleros han sido ejecutados por un francotirador, además de violación #Cesealfuegobilateral es un crimen de guerra
El triunfo de Trump ilustra cómo la derecha capitaliza actualmente el descontento popular generado por la mundialización neoliberal. Esa victoria profundiza las tendencias emergieron con el Brexit y el crecimiento de partidos reaccionarios de Europa. La localización protagónica de este proceso en la primera potencia es un acontecimiento mayúsculo. Estados Unidos es el epicentro de la globalización capitalista y sus procesos internos impactan sobre todo el planeta. Las causas del ascenso de un personaje tan nefasto están a la vista. Trump encarna el fastidio con la degradación social que padece la principal economía del mundo. Pero más complejo es dilucidar el significado de la convergencia entre los votantes conservadores habituales y la masa de trabajadores blancos empobrecidos. Las clasificaciones de Trump como outsider, populista o fascista abren mayores interrogantes. ¿Intentará concretar su proclamado giro hacia el proteccionismo? ¿Modificará las alianzas internacionales para consumar un repliegue hacia el aislacionismo? ¿Precipitará un viraje general hacia la desglobalización? DECEPCIÓN Y HARTAZGO En un país con bajísimo nivel de concurrencia a los comicios, Trump logró convocar a todos sus sufragantes. Por el contrario potenció la deserción de los votantes del partido demócrata y afianzó el abandono que ya sufrió Obama en todas las elecciones…
Es frustrante ser testigo del siglo de la mentira revelada como una verdad absoluta, una verdad de fe, por la vía de los multimedios, versátiles y de difusión masivos, los que son utilizados como recursos de propagando política y de guerra sucia, desinformando, malinformando y enseñando la mentira aprendida, con mayor poder que el de la llamada academia y universidades, en general, cuya sabiduría consiste en reproducir religiosamente o reexplicar, con pose intelectual, esa mentira aprendida mediáticamente. De esto se trató toda la tramoya montada para traicionar los Acuerdos de Paz y la pacificación firmados por el gobierno colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia – Ejército del Pueblo  (FARC-EP), dejando en el medio de la traición y más inermes que nunca, a las víctimas de la violencia y esta guerra, que por más de cincuenta años han sido oprimidas y liquidadas. Aún  así, con toda la madeja de mentiras y el show montado para  engañar al mundo, en esas pésimas condiciones, los farianos están decididos a allanar los caminos de la paz e insertarse en la lucha política, a pesar de  las reglas de la oligarquía colombiana y la tutela estadounidense, incluso, con la razzia y muerte de…
ENTREVISTA EXCLUSIVA A NOAM CHOMSKY EN EL MIT En su doble faceta de lingüista y crítico del poder, Noam Chomsky analiza a fondo el ascenso de Donald Trump, las características de la sociedad y el sistema político estadounidenses y las amenazas que asoman detrás de la creciente conectividad. Noam Chomsky está solo. Sin guardaespaldas, asistentes, secretarias o una estela de estudiantes y admiradores que lo acompañen, el lingüista de 87 años abre la puerta con timidez y mira a ambos lados en busca de una cara conocida. Uno de los intelectuales más importantes del siglo XX y de lo que va del XXI ingresa en la oficina E19-623 del MIT (Instituto Tecnológico de Massachusetts) en Cambridge. Con un jean gastado y un sweater gris oscuro, luce cansado. Se sienta, cruza las manos y, flanqueado por un té, aguarda con calma. No sonríe. Chomsky está preocupado. Sabe que el sorprendente ascenso de Donald Trump abrió heridas en un país tan complejo y contradictorio como Estados Unidos. —¿Cómo explica lo sucedido en los últimos meses en el campo político norteamericano? —Trump es muy hábil a la hora de incitar el miedo. Si uno observa a los que apoyan a Trump, son en…
El  9 de noviembre de 1989, un sismo sacudió la Tierra: cayó el muro de Berlín, iniciando un proceso que culminó con la disolución de la Unión Soviética en 1991, hace 25 años. Pero los oropeles de quien se proclamó triunfador de la Guerra Fría duraron poco: este 9 de noviembre, un terremoto político derribó las murallas de Washington, donde se concentra el poder político, económico y mediático de Estados Unidos. Increíble pero cierto, un advenedizo del sistema, un multimillonario que vive en un 'penthouse' de mármol en Manhattan, se convirtió en la voz de la América profunda, de los obreros que ya no lo son, de la clase media en retirada. Contra su propio partido, contra Wall Street, contra las 100 empresas de la lista Forbes, contra los grandes medios como The New York Times y The Washington Post, Trump barrió a Hillary Clinton, la representante de ese 'establishment' y de sus medios, que hasta el último minuto propagaban que había un 85% de posibilidades de triunfo de la candidata demócrata. excéntrico millonario, con sus propuestas xenófobas y sus palabras agresivas contra las mujeres, se convirtió en la herramienta que tuvieron a mano los que fueron miembros de la…
Página 10 de 52
Volver